MUERE DE UN INFARTO Y LO CONFUNDEN CON EJECUTADO

Por: Miguel Olvera

Nogales, Ver.- Integrantes de las diferentes corporaciones de seguridad se movilizaron tras el reporte de una persona ejecutada en Nogales, que se confirmó, falleció de un paro cardiaco.

El finado fue identificado como Cándido Estrada Cancino, de 39 años de edad, quien se encontraba afuera de su domicilio, en la colonia El Pedregal, cuando al parecer, sujetos desconocidos realizaron detonaciones de arma de fuego en la zona.

El comerciante, que sufría de presión arterial por ser de complexión robusta, se asustió por lo ocurrido y sufrió un ataque al corazón, que le causó la muerte, siendo sus mismos vecinos quienes solicitaron la presencia de los grupos de auxilio, quienes solo pudieron confirmar el deceso.

Aunque en un primer momento se reportó que se trataba de una ejecución, se descartó tal versión, pues el parroquiano falleció de causas naturales. Del deceso tomó conocimiento la fiscalía de la zona.