EL REINO DE JUAN HALDUDO

POR: JOSÉ MUÑOZ COTA

(In Memoriam)

Hay una tercera parte, yo así lo creo, cuando resucita don Quijote y vuelve a cobrarle a Juan Haldudo la infamia de sus procederes; o cuando Sancho Panza -según he imaginado-, caballero en Rocinante, muele a palos a todos los Juan Haldudos del mundo.

Las revoluciones se hacen contra Juan Haldudo. Son necesarias las revoluciones, a pesar del odio que le tenemos a la violencia. Pero no hay que olvidar jamás la sentencia de Enrico Malatesta: «La revolución se hace -no podría ser de otro modo- ‘con la fuerza’; pero no debe ser hecha por la fuerza»